30 Sep
FAQs fiscales 2021

¿Es un gasto deducible la provisión para cubrir el riesgo derivado de posibles indemnizaciones futuras por despidos?

Compañía que prevé realizar despidos y se plantea cubrir el riesgo derivado de una posible indemnización futura en caso de despido de los trabajadores. Plantea a la DGT si la dotación anual de la provisión para cubrir los costes de las indemnizaciones por despido devengadas en el ejercicio es deducible fiscalmente como gasto en el Impuesto sobre Sociedades.

Consulta Vinculante V2388-21, de 23 de agosto de 2021.

El caso concreto planteado

La entidad consultante posee un número elevado de empleados que prestan sus servicios mediante contrato indefinido.

Ante posibles dificultades en el futuro por la pérdida de clientes muy importantes de su cartera, la consultante estaría obligada a hacer frente a elevadas indemnizaciones por despido que perjudicarían el resultado del ejercicio económico en que se produjera dicho hecho, cuando realmente los derechos sobre la percepción de cada indemnización se han ido adquiriendo y consolidando por los trabajadores a lo largo de los años anteriores al despido.

Plantea si la dotación anual de la provisión para cubrir los costes de las indemnizaciones por despido devengadas en el ejercicio es deducible fiscalmente como gasto en el Impuesto sobre Sociedades.

Provisión para despidos: ¿gasto deducible?

La DGT recuerda en primer lugar que todo gasto contable será fiscalmente deducible a efectos del IS siempre que cumpla las condiciones legalmente establecidas en términos de inscripción contable, imputación con arreglo a devengo – en el presente caso la imputación fiscal del gasto procedería en un período distinto por aplicación del artículo 14 de la LIS– y justificación documental, siempre que no tenga la consideración de fiscalmente no deducible por aplicación de algún precepto específico establecido en la LIS.

Por tanto, en el supuesto concreto planteado, la provisión no responde a una obligación actual, legal o contractual, sino que tiene por finalidad cubrir el riesgo derivado de una posible indemnización futura en caso de despido de los trabajadores.

Por ello, la provisión no será gasto fiscalmente deducible en el periodo impositivo en que se dote la misma dado que, en dicho momento, no existe la obligación cierta de la consultante de indemnizar a los trabajadores, sino una simple expectativa.

Ahora bien, con arreglo a lo dispuesto en el apartado 5 del artículo 14 de la LIS, la dotación de la provisión sí tendría la consideración de gasto fiscalmente deducible, en los términos que proceda, en el periodo impositivo en que, finalmente, la provisión se aplicase a su finalidad, no en el periodo impositivo en que se hubiese practicado su dotación contable.

 

Por: Estela Martín

Linkedin TopVoices España 2020. DirCom & RSC en ...

Buscar
Categorías
Loading

Llámanos

x

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia. Si continúas, consideramos que aceptas el Uso de cookies