12 Abr
FAQs fiscales 2021

Hacienda vuelve a pronunciarse sobre la tributación del abono a empleados de salarios en virtud de sentencia

Nueva Consulta Vinculante en la que la Dirección General de Tributos vuelve a pronunciarse sobre la tributación del abono a empleados de salarios en virtud de una sentencia judicial.

El caso concreto planteado

Por sentencia judicial de 2020 se condena al consultante al pago a un empleado de unas diferencias retributivas correspondientes a 2019.

Se plantea cuál debe ser la retención a cuenta del IRPF aplicable.

La respuesta de Tributos

En su respuesta (Consulta Vinculante V0343-21, de 24 de febrero de 2021), Tributos recuerda que desde la consideración como rendimientos del trabajo que procede otorgar a las diferencias retributivas establecidas por sentencia judicial de 2020 y correspondientes a 2019, para determinar sobre su imputación temporal hay que acudir al art. 14 de la LIRPF.

En su apartado 1, establece como regla general para los rendimientos del trabajo su imputación “al período impositivo en que sean exigibles por su perceptor”.

Ahora bien, junto con esta regla general el apartado 2 del artículo 14 incluye unas reglas especiales de imputación temporal, reglas de las que procede mencionar aquí la recogida en su párrafo a), donde se establece lo siguiente:

“Cuando no se hubiera satisfecho la totalidad o parte de una renta, por encontrarse pendiente de resolución judicial la determinación del derecho a su percepción o su cuantía, los importes no satisfechos se imputarán al período impositivo en que aquélla adquiera firmeza”.

Por tanto, entendiendo concurrente en el presente caso el supuesto que contempla esta regla especial, procederá imputar al período impositivo de adquisición de firmeza de la sentencia judicial (2020, según se indica en el escrito de consulta) los rendimientos que en la misma se reconocen.

Respecto a las retenciones a cuenta del impuesto, el artículo 99.9 de la LIRPF dispone que:

“cuando en virtud de resolución judicial o administrativa se deba satisfacer una renta sujeta a retención o ingreso a cuenta de este impuesto, el pagador deberá practicar la misma sobre la cantidad íntegra que venga obligado a satisfacer y deberá ingresar su importe en el Tesoro, de acuerdo con lo previsto en este artículo”.

En lo que se refiere al tipo de retención aplicable,  se determinará según lo dispuesto en el artículo 80.1,1º del RIRPF.

Esto comporta la determinación del importe de la retención conforme con el procedimiento general regulado en el artículo 82, con la consecuente regularización si ya se vienen abonando rendimientos del trabajo (en cuanto el abono de las diferencias retributivas constituye una variación en la cuantía de las retribuciones tenidas en cuenta para la determinación del tipo de retención).

Hay que tener en cuenta además el límite cuantitativo excluyente de la obligación de retener que se recoge en el artículo 81.1 del RIPF.

Finalmente, sobre la posible aplicación del tipo fijo de retención del 15% establecido en e art. 80.1 del RIRPF para “los atrasos que corresponda imputar a ejercicios anteriores”, su operatividad en este caso, concluye la ocnsulta, solamente concurriría si el pago de las diferencias retributivas establecidas en la sentencia de 2020 se realizase en 2021.

Recuerde que si necesita asesoramiento en materia fiscal, contable & laboral, no dude en contactar con nuestro Equipo de Expertos para solicitar un presupuesto.

Buscar
Categorías

Llámanos

x

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia. Si continúas, consideramos que aceptas el Uso de cookies