06 Feb
registro de jornada 2024

Registro diario de jornada en 2024: 5 claves fundamentales

El registro diario de jornada, pese a ser una obligación para todas las empresas, sigue suscitando muchas dudas  y problemas, además de ser fuente de una elevada conflictividad en la jurisdicción social y de sanciones. Aclaramos las principales claves en torno a esta cuestión:

  1. Empresas obligadas a realizar el registro diario de jornada

Todas (sea cual sea su personal en plantilla) y ya estemos hablando de supuestos presenciales, híbridos o 100% en remoto (estar en teletrabajo no exime de cumplir la obligación de realizar el registro diario de la jornada).

2. A quiénes aplica el registro de jornada

Se aplica a la totalidad de las personas trabajadoras, al margen de su categoría o grupo profesional, a todos los sectores de actividad y a todas las empresas, cualquiera que sea su tamaño u organización del trabajo, siempre que estén incluidas en el ámbito de aplicación que define el artículo 1 del ET.

Las empresas quedan obligadas al registro diario de jornada también respecto de trabajadores “móviles”, comerciales, temporales, trabajadores a distancia o cualesquiera otras situaciones en las que la prestación laboral no se desenvuelve, total o parcialmente, en el centro de trabajo de la empresa.

3. Qué ha sentenciado el Tribunal Supremo sobre el registro de jornada

La obligación de realizar el registro de jornada está contemplada en el art. 39.4 del Estatuto de los Trabajadores, pero es fundamental «recordar» que el Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea (TJUE) se ha pronunciado expresamente sobre esta cuestión, dejando claro que el registro debe ser «objetivo» y «fiable».

El TS, recogiendo lo dispuesto por el TJUE, ha sentenciado ( STS de 18 de enero de 2023)  que la correcta aplicación de la Directiva 2003/88, exige que el sistema de registro de jornada cumpla con los requisitos de ser:

1. objetivo

2. fiable y

3. accesible.

La consecuencia jurídica, aunque no lo mencione específicamente el art. 39.4 ET, no puede ser otra que la de entender que cualquier sistema de registro de jornada -ya sea pactado o adoptado por la empresa-, deberá cumplir necesariamente con todos y cada una de esos tres requisitos, debiendo declararse en caso contrario su ilegalidad.

4. Sanciones y repercusiones de incumplir el registro diario de jornada

La empresa debe tener en cuenta que se considera infracción grave no llevar un registro horario de las jornadas de trabajo de sus empleados.

Por tanto, en caso de incumplimiento, la Inspección de Trabajo y Seguridad Social (ITSS) podrá imponer sanción a la empresa, con una multa que puede ir desde 751 euros a 7.500 euros. Pero además, si se entiende que se han hecho horas extras que no se han abonado o compensado con descansos, una consecuencia aún más gravosa para las empresas.

Y en este sentido, hay que tener en cuenta que el registro diario de jornada es uno de los focos de atención de la Inspección de Trabajo, por lo que es fundamental que las empresas cumplan adecuadamente con esta obligación

Otra consecuencia es que tenemos diversas sentencias que determinan que si una empresa incumple la obligación legal de llevar un registro de jornada de sus empleados, se presume que los trabajadores a tiempo parcial están en realidad a tiempo completo.

Y esa presunción solo quedará descartada cuando el empleador acredite, sin ninguna duda, el carácter parcial del trabajo que aquellos efectúen (entre otras,  STSJ de Galicia de 6 de febrero de 2023, rec. Núm 1560/2022).

Una de las más recientes sentencias es del Tribunal Superior de Justicia de Galicia (STSJ de Galicia de 6 de febrero de 2023, rec. Núm 1560/2022).

Además, el incumplimiento del registro diario de jornada puede conllevar a que se puedan entender incumplidas otras obligaciones laborales como es el caso por ejemplo del derecho a la desconexión digital (hay que recordar que todas las empresas están obligadas a elaborar un protocolo de desconexión digital).

5. Cabe utilizar el registro de jornada para sancionar a las personas trabajadoras o realizar descuentos en nómina

La obligación de realizar el registro diario de jornada recae en las empresas. Ahora bien, las personas trabajadoras deben cumplir con las instrucciones dadas por la empresa a la hora de  fichar su jornada y, si no lo hacen, pueden ser sancionadas (llegando incluso al despido si las instrucciones han sido claras y ha habido reiteración en el incumplimiento).

Por ejemplo, un TSJ ha ratificado la declaración de procedencia del despido de una trabajadora que, pese a reiteradas advertencias (y entre otros incumplimientos), no registraba diariamente su jornada en la aplicación implantada por la empresa para realizar el registro diario de jornada (STSJ de Asturias de 12 de diciembre de 2023).

Asimismo, si la persona trabajadora falsea el registro de jornada, cabe sancionarle, incluso con el despido. Ya tenemos diversas sentencias declarando procedente el despido disciplinario por falsear el registro de jornada (fichar antes de tiempo, fichar horas no realizadas…). Entre otras, la STSJ de Madrid de 22 de septiembre de 2022; en ese caso, se aporta prueba de detectives).

Además, cabe descontar de la nómina los retrasos utilizando el sistema de registro de jornada. El Tribunal Supremo ha sentenciado que cabe descontar directamente de las nóminas mensuales de los trabajadores los retrasos en el fichaje de entrada. Entiende el TS que no constituye una multa de haber (sent. del TS de 27 de mayo de 2021).

 

Por: Estela Martín

Linkedin TopVoices España 2020. DirCom & RSC en ...

Buscar
Categorías
Loading

Llámanos