06 May
carta de despido objetivo

Despido objetivo: El Supremo reitera que cabe notificar a posteriori la carta de despido a los representantes de los trabajadores

Despido objetivo al amparo del artículo 52 c) ET. Cabe la notificación de la carta de despido a la representación de los trabajadores a posteriori si permite cumplir con la finalidad del precepto (sent. del Tribunal Supremo de 3 de abril de 2024, reitera doctrina (STS 484/2023, de 5 de julio y que analizamos también en su momento en nuestro blog).

El caso concreto enjuiciado

La cuestión que plantea el presente recurso de casación para la unificación de doctrina es el momento en que debe producirse la comunicación de la carta del despido objetivo del artículo 52 d) ET a la representación de los trabajadores, y, en concreto, si es válida la comunicación de dicha carta con posterioridad al despido.

La empresa demandada -y ahora recurrente en casación unificadora- entregó carta de despido objetivo al trabajador el 1 de septiembre de 2021 con efectos de ese mismo día.

La empresa comunicó al presidente del comité de empresa el despido del trabajador el mismo día en que se produjo, encontrándose presente cuando se le entregó el escrito de extinción de su relación laboral.

El 8 de septiembre de 2021 se comunicó al comité de empresa los despidos del día 1 de ese mes, entregándosele una copia de la carta de despido del trabajador. El trabajador demandó por despido.

La sentencia del Juzgado de lo Social núm. 9 de Valencia de 10 de junio de 2022 (autos 976/2021), aclarada por auto de 16 de junio de 2022, estimó la demanda y declaró la improcedencia del despido por apreciar el defecto formal de no haber entregado copia de la carta de despido a la representación legal de los trabajadores en la fecha de efectos del despido.

La empresa interpuso recurso de suplicación.

El recurso fue desestimado por la sentencia de la sala de lo social del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de la Comunidad Valenciana 215/2023, de 24 de enero (rec. 3293/2022).

La empresa ha recurrido en casación para la unificación de doctrina la sentencia de la sala de lo social del TSJ de la Comunidad Valenciana 215/2023, de 24 de enero (rec. 3293/2022).

El recurso invoca de contraste la sentencia de la sala de lo social del TSJ de la Comunidad Valenciana 1144/2012, de 24 de abril (rec. 514/2012), y denuncia la infracción del artículo 53.1 c) ET, en relación con el artículo 122 LRJS.

El recurso solicita la casación y anulación de la sentencia recurrida y que se declare la procedencia del despido

La sentencia del Supremo: comunicación del despido objetivo a los RLT

El Supremo estima el recurso interpuesto por la empresa, revoca la sentencia del TSJ y desestima la demanda de despido interpuesta por el trabajador

«Recuerda» el TS que la cuestión que se plantea en el presente recurso de casación para la unificación de doctrina ha sido resuelta por la STS 484/2023, de 5 de julio (rcud 105/2022), a cuya doctrina debemos de estar por elementales razones de seguridad jurídica y de igualdad en aplicación de la ley.

Tal como ha sido interpretado por la jurisprudencia de esta sala 4ª el último inciso del artículo 53.1 c) ET, a la representación legal de los trabajadores se le ha de entregar una copia de la carta de despido que ha recibido el trabajador, siendo la información que se da por esta vía a aquella representación una «pieza esencial del sistema legal de control de la distinción institucional entre el despido colectivo y el objetivo» (STS de 18 de abril de 2007, rcud 4781/2005; 85/2016, de 10 de febrero, rcud 2502/2014; 447/2022, de 17 de mayo, rcud 2894/2020; y 484/2023, de 5 de julio, rcud 105/2022).

Ahora bien, como señala la STS 484/2023, de 5 de julio (rcud 105/2022), que lo que la empresa tenga que entregar a la representación de los trabajadores sea una reproducción o copia de la carta de despido revela, precisamente, que «la comunicación a los representantes no puede ser previa a la entrega al trabajador despedido.»

Según razona la precitada STS 484/2023, de 5 de julio (rcud 105/2022):

«Resulta obvio que la comunicación a la representación legal de los trabajadores puede, por tanto, efectuarse, con posterioridad al acto mismo del despido, siempre y cuando se efectúe en un plazo prudencial que ni frustre las finalidades de la exigencia legal ni impida que los destinatarios, esto es, los representantes puedan ejercitar los derechos que puedan estar vinculados a la información facilitada, entre los que no cabe desconocer la posibilidad de asesorar la trabajador sobre las causas y circunstancias del despido en cuestión.

Resulta, por tanto, evidente, que en el caso examinado la comunicación efectuada cuatro días después del despido en nada perjudica ni afecta o condiciona ni los derechos de los representantes destinatarios de la información, ni los de la propia trabajadora despedida.»

Por tanto, concluye el TS, la aplicación de la anterior doctrina al presente supuesto obliga a llegar a la misma conclusión de que la comunicación efectuada al comité de empresa de la carta de despido objetivo cinco días hábiles después del despido en nada perjudica ni afecta o condiciona ni los derechos de los representantes destinatarios de la información, ni los del propio trabajador despedido.

 

Por: Estela Martín

Linkedin TopVoices España 2020. DirCom & RSC en ...

Buscar
Categorías
Loading

Llámanos