16 Dic
certificado médico extranjero despido

Hay que retribuir las vacaciones cuando la empresa no pruebe que ha instado al trabajador a su disfrute (aplica la doctrina del TJUE)

El TSJ de Madrid (aplicando la doctrina del TJUE) estima el recurso interpuesto por un trabajador sobre su derecho a retribución de las vacaciones no disfrutadas al no haber no actuado la empresa con la debida diligencia y no probar que instó al empleado a disfrutar sus días (STSJ de Madrid de 25 de noviembre de 2022).

En el caso concreto enjuiciado no cabe el reconocimiento al disfrute de las vacaciones puesto que el contrato se ha extinguido.

Sentencia el TSJ que conforme a la jurisprudencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), cabe reclamar una compensación económica por vacaciones no disfrutadas más allá del último año de trabajo en los casos en que el empresario no prueba haber actuado con la diligencia debida, velando de manera concreta y transparente por que el trabajador pueda efectivamente disfrutar de sus vacaciones anuales pagadas, incitándole, en su caso a su disfrute.

El caso concreto enjuiciado

El 2 de septiembre de 2.021 y con efectos de 6 de septiembre de 2.021, la empresa remite al trabajador carta de extinción del contrato de trabajo por causas objetivas. Se le reconoce una indemnización de 2.236,75 €.

El 8 de octubre de 2.021 se presenta papeleta ante el SMAC sin que se haya citado a las partes a conciliación.

El trabajador tiene devengada la suma de 267,25 € en concepto de vacaciones de 2.020.

La sentencia del TSJ: derecho a vacaciones por no haber instado al trabajador a su disfrute

El TSJ estima en parte el recurso de suplicación y con revocación parcial de la sentencia recurrida, manteniendo el pronunciamiento de que la acción de despido está caducada, condena a la empresa a que abone al recurrente la indemnización reconocida en la carta que asciende a:

2.236,75 €; 534,5 € por diferencias de preaviso

267,25 € en concepto de vacaciones de 2.020, cantidad esta que devengará un interés del 10 % en concepto de mora

y 668,13 euros en concepto de vacaciones de 2019, cantidad esta que devengará también un interés del 10 % en concepto de mora

Realiza el TSJ de Madrid un repaso por la jurisprudencia existente en la materia en torno a las vacaciones.

Recuerda en su sentencia que una vuelta de tuerca más en esta interpretación tuitiva, no restrictiva y favorable al derecho de los trabajadores, ha sido la STJUE de 6 de noviembre de 2018 (C-684/16): el empresario debe, en particular, velar de manera concreta y transparente por que el trabajador pueda efectivamente disfrutar de sus vacaciones anuales pagadas incitándole, en su caso, formalmente a hacerlo, e informarle de manera precisa y oportuna

Esto es así para asegurar que tales vacaciones sigan pudiendo garantizar al interesado el descanso y el ocio a los que pretenden contribuir, de manera que, si no las toma, se perderán al término del período de devengo o de un período de prórroga autorizado

Especialmente elocuente es el parágrafo 45 de la STJUE de de 6-11-18 (C-684/169):

«el empresario debe, en particular, velar de manera concreta y transparente por que el trabajador pueda efectivamente disfrutar de sus vacaciones anuales pagadas incitándole, en su caso, formalmente a hacerlo, e informarle de manera precisa y oportuna para asegurar que tales vacaciones sigan pudiendo garantizar al interesado el descanso y el ocio a los que pretenden contribuir, de manera que, si no las toma, se perderán al término del período de devengo o de un período de prórroga autorizado».

Pero la sentencia del TJUE más relevante a los fines que nos ocupan, señala el TSJ de Madrid, es la de 29-11-2017, C-214/2016

En corolario, esta doctrina del TJUE incide directamente sobre el instituto de la prescripción del artículo 59 del ET permitiendo reclamar una compensación económica por vacaciones no disfrutadas más allá del último año de trabajo, en aquellos supuestos en que el empresario no prueba haber actuado con la diligencia debida, velando de manera concreta y transparente por que el trabajador pueda efectivamente disfrutar de sus vacaciones anuales pagadas, incitándole, en su caso, formalmente a hacerlo, e informándole de manera precisa, transparente y oportuna para asegurar que tales vacaciones sigan pudiendo garantizar al interesado el descanso y el ocio a los que pretenden contribuir, de manera que, si no las toma, se perderán al término del período de devengo.

Sucede también en el caso presente que la empresa demandada no demostró, pues ni siquiera compareció al juicio pese a estar debidamente citada, haber ofrecido la posibilidad al trabajador de disfrutar las vacaciones de dicho periodo de 2019, máxime cuando en marzo de 2020 se acoge a un ERTE.

Por todo ello, resulta procedente la compensación de las vacaciones generadas y no disfrutadas en dicho periodo reclamado mediante su abono en metálico, puesto que, en definitiva, ya no cabe la alternativa a disfrutarlas por haber sido despedido con efectos del 6-9-21.

 

 

Por: Estela Martín

Linkedin TopVoices España 2020. DirCom & RSC en ...

Buscar
Categorías
Loading

Llámanos

x

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia. Si continúas, consideramos que aceptas el Uso de cookies