02 Feb
conceptos en nómina claros

Reclamación de cantidad tras sucesión empresarial: ¿plazo de prescripción de tres años o de uno?

Prescripción de la acción ejercitada, para la reclamación de las cantidades adeudadas tras sucesión empresarial. Diferencia entre el plazo de tres años del art. 44.3 ET y el plazo de prescripción de un año del art. 59.1 ET.  El Tribunal Supremo reitera doctrina (STS de 17 de enero de 2024)

El caso concreto enjuiciado

El recurso unificador interpuesto por los trabajadores demandantes plantea el debate atinente a la prescripción de la acción ejercitada en reclamación de las cantidades adeudadas tras la sucesión empresarial.

La sentencia de instancia declaró la existencia de sucesión empresarial, pero desestimó la demanda por apreciar la prescripción de la acción ejercitada.

La sentencia de suplicación ahora impugnada, de la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Valencia, de 30 de marzo de 2021, la confirma argumentando que los trabajadores pudieron dirigir su acción frente a la sucesora, (…) -que lo es desde la fecha de firmeza del auto de adjudicación de la unidad productiva procedente de (…), conociendo los trabajadores ese dato, puesto que impugnaron dicha adjudicación- desde el 15/05/2016 que es la fecha del último pago a parte de ellos por la administración concursal, y cuando presentaron la papeleta de conciliación el día 06/02/2018, la acción estaba prescrita conforme al art. 59.1 ET

La sentencia del Supremo: plazo de prescripción para reclamación de cantidad tras sucesión empresarial

El TS desestima el recurso y ratifica lo sentenciado por el TSJ de la Comunidad Valenciana.

La doctrina acuñada por la Sala en esta materia la recordamos recientemente.

En STS IV de 12 de septiembre de 2023, rcud. 1050/2021, tras reproducir el contenido de los arts. 44.3 y 59.1 del ET: «Art. 44.3. Sin perjuicio de lo establecido en la legislación de Seguridad Social, el cedente y el cesionario, en las transmisiones que tengan lugar por actos inter vivos, responderán solidariamente durante tres años de las obligaciones laborales nacidas con anterioridad a la transmisión y que no hubieran sido satisfechas […]».

«Art. 59.1. Las acciones derivadas del contrato de trabajo que no tengan señalado plazo especial prescribirán al año de su terminación […]», acudimos al compendio efectuado en STS 332/2023, de 9 de mayo (rcud 1666/2020)

Al igual que entonces, la traslación de la citada doctrina jurisprudencial al supuesto enjuiciado, por unos elementales principios de seguridad jurídica e igualdad en la aplicación de la ley y ante la inexistencia de razones para llegar a una conclusión contraria, obliga a concluir que la acción había prescrito por aplicación del plazo de un año del art. 59.1 del ET, cuando en febrero de 2018 los recurrentes presentaron papeleta de conciliación ante el SMAC (salvo uno de ellos que la presentó el 29/03/2018), celebrándose actos de conciliación el 17/04/2018 y 29/05/2018 con resultado sin avenencia; se formuló la demanda frente a (..) el 30/01/2019, cuando había sido el 15/05/2016 el momento en el que la Administración concursal abonó a 15 de los 26 actores, el remanente que les correspondía y el FOGASA en fecha 7/04/2014, les había abonado -con los límites legales- la deuda salarial y de indemnización derivada de sus ceses.

El plazo de tres años del art. 44.3 del ET es un plazo de caducidad que comienza a contar desde la fecha de la sucesión empresarial.

Aquí el Auto de adjudicación es de fecha 10/02/2015, y si bien fue recurrido por los demandantes, fue desestimada la reposición por auto de 24/03/2015, al igual que la aclaración postulada,
perfeccionándose la adquisición en escritura de 1/04/2015.

Sin embargo, el plazo de un año del art. 59.1 del ET es un plazo de prescripción que se inicia en la fecha de devengo de las deudas salariales reclamadas. Y en el supuesto, si bien se dirige la acción contra la mercantil (…) dentro del plazo de caducidad de tres años del art. 44.3 del ET posteriores a la sucesión -extremo en el que tendría razón la parte recurrente-, sin embargo, ya había transcurrido sobradamente el plazo de prescripción de un año para la reclamación de las deudas salariales que ahora peticionan del art. 59.1 ET, que comenzó a correr como fecha más tardía en mayo de 2016.

Consecuentemente la acción había prescrito frente a la recurrente, porque el art. 44.3 ET no establece un plazo singular de prescripción, debiendo aplicar el plazo anual del art. 59.1 del ET, tal y como se concluye por la sentencia impugnada

 

 

 

Buscar
Categorías
Loading

Llámanos